Le fallamos a Molotov

Por Eric Ramírez
Publicada el

Recorte

Vaya siniestra transición y recorrido de la tecnocracia mexicana, de la indolencia e indiferencia hasta la perversidad con la que ahora pretenden seguir sometiéndonos como los perros a los muñecos de trapo, como bien nos lo decía y advertía aquel viejo mantra del grupo de rock molotov de no darle más poder al poder…, y aun así, les fallamos.

De la tecnocracia y sus protagonistas hemos hablado ampliamente:

“desde los 80 han ido tomando posiciones relevantes dentro de la función pública, con su firme convicción en el modelo neoliberal, derivado de su formación académica del ITAM y su posterior certificación en las agencias de exportación (Universidades) del modelo económico que privilegia a los países prósperos y perjudican a los tercermundistas, de donde irónicamente provienen quienes se van a estudiar allá. Caracterizados por su indolencia y por su amplia devoción a la privatización de las ganancias y a la socialización de las pérdidas.” (Hace un año en http://themexicantimes.mx/videgaray-ochoareza-el-pri-y-el-2018/)

Los tecnócratas ahora recobran más fuerza que nunca, por ellos, y porque recientemente algunos de los suyos han sido habilitados por el PRI para aspirar a la candidatura presidencial, durante las últimas semanas el Partido Revolucionario institucional ha estado en los principales medios de comunicación en el ojo del huracán con el renovado morbo del viejo régimen de la época del partido en el poder que pone a debate en la opinión pública y el electorado el juego del famoso “ tapado” en el deporte nacional de la especulación política, no sin antes manifestar que esto es sin duda , como mínimo, una estrategia de posicionamiento, porque hace un par de meses dábamos por muertas las aspiraciones del PRI y ahora es el tema principal en los medios de comunicación en los opinólogos y la comentocracia.

Lamentable error el de Peña Nieto haberle cedido las riendas al final de su administración a los causantes de las reformas estructurales que no movieron ni un ápice a México, los excompañeros y/o pupilos del Doctor Videgaray,  que no trajeron ni prosperidad ni bonanza a pesar de toda la letanía de bondades que sustentaron su impulso político. Hoy Peña Nieto inclina la balanza hacia la tecnocracia que privilegia la fraternidad y compañerismo académico que al mérito político o social, al desempeño o a la eficacia.

EPN y su grupo no quieren que Osorio se autoerija candidato, y con esta "cargada mediática" hacia un candidato ajeno a quien, para bien o para mal, es el puntero en las encuestas entre los aspirantes del PRI, muestra que en última instancia le querrían vender caro el favor de la nominación a Osorio Chong, al hacerle saber que sin la anuencia presidencial no será candidato, además de que su posicionamiento no amerita pase automático a la grande, sino el beso en la mano al tlatoani. Pues …¡Ni que viviéramos en una meritocracia!

Con la nominación de un tecnócrata, este grupo no solo asegura su permanencia transexenal en el poder, habida cuenta de que el mismo Meade, el “pentasecretario” (Maite Azuela dixit) de ambigua ideología, tan solo lleva dos sexenios en el gabinete federal, y al parecer no piensa salir del mismo pronto. La permanencia es el objetivo, la estrategia es por dos vías: apostarle de veras al anhelo de una candidatura competitiva para mantener la presidencia (por más inviable que ahora esto parezca) , o a jugar de bisagra y pactar  posiciones con un eventual aliado para impedir la llegada de la izquierda.

No es descabellada la idea de que una eventual candidatura de Meade, podría ser el escenario ideal para conjuntar esfuerzo entre el ahora reducido grupo de EPN y el de Calderón ante una ruptura de estos por la inminente negativa a la candidatura de Margarita Zavala. Aunque si esto sucediera,  reforzarían la tesis del periodista Alvaro Delgado del “AMASIATO”, y ya de pasada,  a aquél argumento insigne del “PRIAN” que ha enarbolado por años AMLO.

Si es o no es Meade, de todos modos el PRI se ha salido con la suya, puesto que estando en el tercer sitio de preferencias electorales, ya llevan semanas siendo el objeto de atención en los principales medios de comunicación con este renovado juego del “tapado”. Por ejemplo, aquí seguimos elucubrando y hablando de ellos.

 

De refilón.-

1.- Engañados. Quienes ven la pírrica victoria del PRI en el Estado de México como el argumento de que aún hay posibilidades del tricolor de retener la presidencia, hacen a un lado el argumento irrefutable de que aquella no fue solo una elección de estado, fue la madre de todas las elecciones de estado. Repetir la hazaña no solo es imposible, sino económicamente inviable.

2.- ¿Y las “fuerzas vivas” del PRI? En el abandono. Ahí.

 

*El autor es Licenciado en Derecho por la UNAM, Diplomado en Prevención del Delito por la Universidad de Chile, Profesor y Presidente de la Asociación Civil “Estrategia 20-21”.


Bansuscripocion article1
Comparte!
A+ A-

Destacadas

Whatsapp image 2017 09 25 at 17.37.15

INDAJO ofrece programa de capacitación para jóvenes de la capital

21768398 10207973873339450 7104699568531060355 n

Congreso del Estado aplica remodelaciones, pero no transparenta los costos

Img 20170924 wa0003

Dos semanas de plantón, y maestros sin respuestas de Nacho Peralta

21768421 10207973031798412 6138363378154887937 n

Julia Jiménez pide madurez política al equipo de Jorge Luis Preciado

21766817 10207972974276974 5415169017948903011 n

Indira espera que el PRD recapacite y abandone el Frente Amplio